Compartir links en redes sociales, ¿sí o no?

admin/ octubre 3, 2018/ Martes con ARTE

Las redes sociales son medios muy eficientes a la hora de compartir contenido y lograr visibilidad. Obtenemos un alcance óptimo en poco tiempo y con una muy baja o inexistente inversión. Por eso muchos creadores de contenido recurrimos a ellas para dar a conocer nuestro trabajo. Sin embargo, ¿son válidas todas las formas de hacerlo? ¿es suficiente con compartir links a contenido completo? Desde mi punto de vista la respuesta es un rotundo NO.

En la red conviene tener un comportamiento generoso que busque aportar valor. Como hemos comentado en otros posts el uso de redes sociales tiene algunas características que conviene tener en cuenta a la hora de compartir contenido en ellas:

  1. Los usuarios emplean micro momentos para consultar las redes.
  2. Son momentos cortos pero muy frecuentes a lo largo del día, por lo general.
  3. Suelen consultarlas desde el teléfono móvil.

Por ese motivo es recomendable aportar valor in situ, en la publicación concreta que estamos elaborando. Si tu post va a ser un enlace “desnudo” sin una contextualización válida tu contenido no será muy visualizado. Porque estás obligando a los usuarios a cambiar de sitio web, a abandonar una red social que por cierto, no frecuentan únicamente para ver lo que tú haces, y eso es improbable que suceda. Sin embargo, lo ideal sería elaborar un post que aporte valor y denote conocimiento para acompañar ese link. Aunque no sea el contenido completo que probablemente tengas alojado en tu propia página web o blog. De esta manera tienes muchas más oportunidades de que la persona realmente interesada abandone esa red social donde ha tenido un primer encuentro con tu contenido y te siga a tu web para saber más.

Es lógico que no transcribas tu artículo completo en tu mure de Facebook por ejemplo. No resulta visual ni atractivo un post demasiado largo en una plataforma así. Además pierde calidad por la falta de control sobre el formato y puede no resultarte estratégico. Por eso compartir un link no es mala idea, aunque recuerda siempre dar valor in situ.

Los links que compartimos son enlaces a otros sitios web y puede que te plantees usar acortadores de URL para hacerlo. Estas herramientas te generan un enlace más corto al mismo sitio al que tú deseas redirigirse a tu audiencia. Son sencillas y ofrecen algunas ventajas, aunque también tienen sus inconvenientes.

Algunas cosas buenas:

  1. Completa las métricas de nuestras acciones en marketing digital. Porque los acortadores de URLs nos permiten analizar el resultado de cada uno de los enlaces.
  2. Son más estéticos a nivel visual. Al emplear menos caracteres no se apropian del protagonismo dentro de un post.
  3. Nos permite trabajar el branding, porque podemos personalizar cada enlace.

Sin embargo:

  1. Pueden producir desconfianza. Al no estar todo el enlace visible, si aún no tienes una reputación   ganada en el entorno digital puede desanimar al usuario a la hora de pinchar en el.
  2. Podemos correr el riesgo de que nuestro contenido sea considerado spam.
  3. El enlace puede funcionar de manera más lenta por tener que pasar por un proveedor de servicio.

En marketing digital, como en casi todo en esta vida, no hay verdades absolutas, sino estrategias que pueden funcionar o no. Pero es conveniente conocer las herramientas que tenemos a nuestra disposición para ser capaces de elegir cuando nos viene bien hacer uso de ellas.

Hay muchos acortadores de URLs pero los que yo suelo usar son dos:

Bitly: es de las más populares, es sencilla y tiene una versión gratuita muy apañada. Te facilita el número total de clics, y los que mejor han funcionado.

 

 

 

 

 

 

 

 

Otra función útil es que nos permite agrupar los bitlinks por fecha de creación, por numero de clics y por etiquetas.

Google URL shortener: como no Google tiene su versión de acortador de URL, puedes acortar links sin registrarte pero realmente tampoco te aportará mucho. Regístrate y obtén métricas útiles para tus campañas. Te dejo un pantallazo de cómo se ve cuando acorto la URL de mi web:


En definitiva en redes sociales si no aportas contenido no aportas valor. No te limites a compartir links, y si tienes que compartir enlaces valora si te conviene usar acortadores de URLs.